Optimización de recursos para formación

Ayudamos a nuestros clientes a optimizar el presupuesto destinado a formación, con el objetivo de cubrir el mayor número posible de necesidades formativas contando con un presupuesto determinado, o bien minimizar el coste de ejecución del plan de formación.

Usted pone las condiciones, nosotros implementamos la estrategia idónea. Si fuera necesario, esta optimización podría permitir a la compañía ejecutar el plan de formación a coste cero, ajustando el presupuesto al crédito formativo asignado.

El objetivo es racionalizar los costes de formación y, sobre todo, hacer un uso más eficiente del crédito formativo para que las bonificaciones permitan financiar una mayor parte del coste, minimizando así la inversión necesaria.

 

 

Gestión integral del crédito

Esta solución está sustentada en la figura de entidad organizadora, y ha sido diseñada para aprovechar y ampliar los beneficios y garantías inherentes a la misma, incluyendo como elemento clave y de valor añadido la función de optimización del crédito de formación.

Esta optimización es posible cuando realizamos una gestión integral del crédito de formación de nuestro cliente y, por ello, requiere que nos encarguemos de la organización del plan de formación o la parte de él cuyo presupuesto se pretenda optimizar.

Entidad organizadora

El Sistema de Formación Profesional para el Empleo en el ámbito laboral, regulado a partir de 2015, presta especial atención a las relaciones entre las empresas y las entidades de formación, a las que confiere un papel más protagonista. Para ello, se regula la figura de la entidad organizadora, y además de dotarle de mayores posibilidades a la hora de contar con medios especializados, también le exige una mayor responsabilidad, rigor y transparencia, protegiendo así los intereses de las empresas a las que ofrecen sus servicios de formación.

La entidad organizadora es una entidad de formación que la empresa contrata para encomendarle, en mayor o menor medida, funciones en el ámbito de la organización de la formación a sus trabajadores, realizando, entre otras, las siguientes funciones:

  • asegurar el desarrollo satisfactorio de las acciones formativas,
  • gestionar las bonificaciones,
  • facilitar la realización de acciones de seguimiento, control y evaluación,
  • custodiar toda la documentación, y
  • poner todos los medios necesarios para la organización de la formación.

Beneficios para nuestros clientes

Entidad organizadora

La regulación del sistema crea un entorno de garantías con beneficios para las empresas que deciden contar con una entidad organizadora.

Clientes de Avanzza

Nuestra solución de optimización de recursos eleva a sus máximas cotas de valor la figura de entidad organizadora, aportando beneficios adicionales.

Cómo optimizamos el crédito

Además de racionalizar costes de formación, aplicamos mecanismos que corrigen las ineficiencias del sistema de ayudas para formación y explotan al máximo las posibilidades de justificación económica que éste permite.

Se trata de criterios de imputación de costes que adecuan el coste de la formación al potencial de bonificación de cada grupo o acción formativa, gracias a lo cual conseguimos que las acciones formativas cuya bonificación teórica está por encima de su coste compensen los casos a la inversa, en los que la bonificación no cubre el coste.

¿Te interesa alguna de nuestras soluciones?